Microcréditos para nuevas empresas de internet

Recientemente en Gurusblog lanzaron un reto, con los datos de ingresos y beneficios de una empresa había que adivinar el sector en el que esta trabajaba. Me picó la curiosidad y yo dije que podía ser una empresa de biomedicina, otros apostaron por apuestas, videojuegos, impagos, funerarias, energía, materias primas, … de todo un poco.

Tras las primeras pistas aportadas por Gurus Hucky, un lector del blog encontró con la solución al enigma, era una empresa de microcréditos, en concreto una que trabaja en Colombia y que ni siquiera tiene sitio web. Con esas cifras y con el conocimiento que tienen en Gurusblog del sector de los microcréditos está claro que es un sector muy bueno para invertir.

Todo esto se relacionada bastante con una idea que me ronda la cabeza desde hace bastante tiempo, cuando escribí los artículos idea de negocio – mercado de e-ñegocios y posteriormente la completé con idea de Negocio: mercado de empresas Web 2.0

Posteriormente he pensado bastante en este tema, pero tras madurar la idea y ver las posibilidades de emprender un proyecto así, he visto que es demasiado ambicioso y complejo, por lo que sería imposible que con mis recursos pudiera llegar a hacer algo interesante. Por eso desestimo la idea y os dejo aquí algo de información que había escrito al respecto:

Crear un sistema que permita a pequeños inversores invertir en nuevas empresas de internet que surjan en España. Se montará una web desde la que se gestionará todo lo relativo a la selección de proyecto y las inversiones.

La web tendrá que servir para:
– Que los emprendedores envíen sus proyectos.
– Se produzca una primera selección de los mejores proyectos.
– Los inversores puedan seleccionar los proyectos en los que quieren invertir.
– Recibir el dinero de los inversores, pequeñas cantidades que podrían aportarse vía Paypal.
– Realizar comunicaciones hacia los emprendedores y hacia los inversores.
– Informar sobre los procesos de inversión que se van realizando y la evolución de los procesos en los que se ha invertido.

Proyectos en los que invertir:
– Han de estar en sus primeras fases pero contar con algo visible para que los inversores puedan evaluarlo y tomar la decisión de inversión.
– Han de ser de España ya que proyectos de fuera podrían tener muchas más complicaciones legales.
– No han de haber recibido financiación para que nosotros podamos entrar en la primera ronda y así tener mejores condiciones.
– Han de ser de gente conocida y confiable, nosotros tendremos que asegurarnos de esto para no invertir en proyectos fantasma.
– En función de las expectativas del proyecto se ha de definir el porcentaje accionarial disponible para la inversión.

Selección de los proyectos:
– Podríamos tener tres filtros: primero los usuarios los votan, luego la empresa selecciona los que realmente son mejores y luego los inversores deciden en cuáles invertir.
– La parte del voto de los usuarios se podría hacer usando un sistema como meneame o corank.

Proceso de inversión:
Los emprendedores presentan sus proyectos y se realiza una selección de los mejores, contando con la votación de los usuarios y con nuestros propios conocimientos. Se puede empezar por seleccionar entre 1 y 3 proyectos. Se expone la información de estos proyectos y se ofrece a los inversores la posibilidad de invertir en cada uno de ellos. Por medio de Paypal se van recibiendo las inversiones en los proyectos. Una vez se reciban las primeras inversiones se constituye una empresa que será la que con el dinero de los inversores tomará una participación de la empresa que gestiona el proyecto.

De esta forma cada proyecto estará formado accionarialmente por el/los emprendedor/es y por la empresa inversión. En cada caso se determinará el porcentaje de la empresa que corresponde a la empresa de inversión en función de la cantidad de dinero invertida. De esta forma es la empresa de inversión quien toma las participaciones en cada una de las startup’s y los inversores particulares son «clientes» de esta empresa por medio de un contrato privado que se puede firmar via web con la aceptación por parte del usuario de las condiciones del servicio. Una vez que la startup recibe el dinero la empresa de inversión se convierte en socia de la empresa y tendrá que asumir un papel como el que pueden estar haciendo incubadoras de negocios.

Hasta aquí la idea. No he contrastado si legalmente es posible organizar algo como esto, supongo que con una buena asesoría de abogados expertos en inversión se podría hacer sin problema. En resumen la idea sería llevar el sistema de los microcréditos al mundo de los emprendedores de internet y de alguna forma constituir una especie de incubadora de negocios que sería la que tomaría la participación en las nuevas empresas creadas con los fondos conseguidos.

15 respuestas a “Microcréditos para nuevas empresas de internet”

  1. Conceptualmente a mi la idea me parece buena, de hecho también se me habìa pasado por la cabeza. El problema es llevarla a la pràctica, el problema es que al final aunque el riesgo esta distribuido la cantidad que se percibe es relativamente considerable, y puede tener bastantes problemas legales, y habría que ver que mecanismos se pueden establecer para proteger a los inversores de la aparición de emprendedores «deshonestos».

    En el caso de la comparación con la empresa de microcréditos que efectivamente es muy rentable, conceptualmente no es realmente lo mismo. En primer lugar es una sola entidad profesional la que gestiona los crèditos y después estamos hablando de créditos de 100 a 300 dólares que sirven por ejemplo para que una señora se compre una licuadora para poder vender zumos, o se compre el material para realizar artesanías, el riesgo de la inversión o viabilidad del crédito es mucho menor, al final sabes que si la señora vende x zumos te devolverá el crédito o podrá tardar más o menos tiempo en vender sus artesanías pero igual vendiendo sólo un 10% del importe del material comprado ya tiene capacidad para devolverme el préstamo, pensemos que en estas actividades el principal coste es el coste del tiempo de personal, y son gente que está en el umbral de la pobreza ganando 2-3 dólares al día, por lo que no le importa trabajar duro durante 3-4 meses y vivir durante este tiempo con 2-3 dólares al día si ve claro que después de este tiempo habrá pagado el crédito y estará ganando 6-8 dólares al día.

    Los incentivos en el caso de microcréditos para formar starups o microcréditos para gente pobre son muy diferentes. Igualmente en Colombia por ejemplo se están cobrando por los microcréditos tasas del 30% anual, no creo que aquí ninguna emprendedor lo acepte ya que sería un prestamos carísimo. En cambio en Colombia donde el crédito hipotecario está al 12%-15% anual cobrar el 30% por un crédito de 100 dólares no está tan fuera de lugar a parte que no requiere el mismo esfuerzo pagar 30 dólares de interes que pagar el 30% de interés sobre 50.000 o 100.000 dólares.

  2. @Diego, si pretendes montar una empresa trabajando tu sólo, desde casa, con un servidor compartido, no quieres sueldo, una vela como luz y sin comprar gomina, puede que 50.000€ te den para una añito, o incluso algo más. Si pretendes montar una empresa con cara y ojos, 50.000€ duran muy poco te lo aseguro.

    @Javier, tienes razón, hay proyectos en los que puedes buscar sólo financiación (mejor muchos y que «no den la vara») o buscar colaboración (cuantos menos mejor y que se impliquen).

  3. Daniel, no pasa nada, cada uno tiene su forma de ver el tema de las inversiones.

    Por ejemplo en mi caso preferiría una inversión de 100.000 euros de 100 personas que de una sola, porque es una responsabilidad compartida.

  4. Jordi, el primer error, según mi punto de vista, es querer cubrir los gastos iniciales con la venta de acciones/participaciones. Para esto existen los créditos/préstamos.

    En cualquier caso, si no queda otra que buscar el dinero en la inversión, creo que hay mejores métodos que un concurso popular. ¿Realmete crees que un inversor va a invertir su dinero según el criterio/los votos de los seguidores de una web?. ¿Quién y cómo se va a la valorar temas tam importantes como la rentabilidad del proyecto?.

    No me quiero extender. Ayer probablemente fuí brusco y exagerado, lo reconozco, pero es que me preocupa que cada vez nos vendamos más baratos y que cada vez los proyectos se valoren más por su popularidad que por su rentabilidad.

    Un buen proyecto jamás tendrá problemas de financiación, al menos hoy en día que todos tenemos contacto directo con inversores.

    PD: Javier, no es una crítica a tu idea, para nada, sé que és de buena fé. Es una crítica a la poca seriedad que veo en el proceso de emprender un nuevo negocio hoy en día.

  5. @Daniel creo que estás exagerando.

    La necesidad financiera por parte de muchos emprendedores es una realidad, por mucho que emprender en Internet «sea más barato», y ahora que las entidades financieras están cerrando el grifo cuesta más conseguir una cantidad inicial para empezar. No todo el mundo tiene una gran red de FFF para conseguir, por ejemplo, 50.000€ para los primeros gastos.

  6. Con todos mis respetos hacia Javier … por vuestro bien que nadie haga algo así nunca.

    A este paso me veo a los emprendedores en escaparates o esquinas enseñando carne para que les echen unas monedillas para realizar sus sueños empresariales.

    Por favor señores, un poco de seriedad … que parecemos putas detrás de una limosna!

  7. Comparto la opinión de que la idea tiene mucho sentido, aunque tengo mis reservas sobre las opiniones de los usuarios y el tener algo visible para los inversores considerando el estado inicial del proyecto.

    Quizá un análisis de Y Combinator pueda aportar más posibilidades o factores a considerar.

  8. Creo que tienes toda la razón Jordi, a cuantas personas de este sector nos ha pasado alguna vez esta idea por la cabeza? Yo, junto con un amigo, incluso consulte el tema de multitud de inversores con un abogado

  9. Creo que cuando más de una persona tiene la misma idea eso es señal de que es una buena idea… y creo que esta idea la hemos tenido muchas peronas, ahora sólo falta que un valiente se lance.