Mi opinión sobre el caso Letsbonus

letsbonusDicen que es mejor pedir perdón que permiso y en cierto sentido yo también soy partidario de ese modelo porque te permite ser mucho más ágil, lo cual en el negocio de los grupones es estricatamente necesario. El problema es cuando esa agilidad no la tienes a la hora de pedir perdón y un problema que se podría haber resuelto devolviendo el dinero se te va de las manos, primero en blogs y redes sociales y luego salta a los medios de comunicación. Por todo lo que he ido leyendo de este caso me da la impresión de que todo se habría solucionado mucho mejor si se hubiera realizado una monitorización adecuada de lo que se estaba comentando en las redes sociales y sobre todo si se hubiera comprobado el historial de la empresa proveedora del iPad.

Seguro que estáis pensando que a toro pasado es muy fácil hacer estas consideraciones, pero al menos me permito creo que este caso debería servir a muchas empresas de internet a tener mucho mejor controlado todo lo que sucede en su negocio, me gustaría pensar que en Letsbonus han tomado buena nota y que la buena marca que hasta ahora habían sido capaces de crear no se resienta hasta el punto de hundir la empresa como ya hay mucha gente pensando y deseando. En mi opinión y por ir a dos situaciones concretas que me llaman la atención, decir que no entiendo que asuman el riesgo de tropezar dos veces con la misma piedra, creo que la mejor forma de enmendar el daño es devolver el dinero y que asumir el riesgo de volver a fallar con una segunda oferta si que puede traerles problemas mucho mayores.

Por otro lado creo que Letsbonus debería reconsiderar su presencia en las redes sociales, por el volumen de clientes que ya maneja creo que Facebook ha dejado de ser un lugar de captación de clientes y ya se ha convertido en un canal de comunicación de la empresa. Me parece totalmente inmanejable e incontrolable tener decenas de páginas de empresa en Facebook y entiendo que es imposible disponer de recursos humanos para gestionar esas páginas más allá de conectar un feed con las ofertas por ciudades para que se publiquen en su muro. El problema es que la gente está haciendo comentarios muy negativos sobre la empresa en esas páginas y la imagen que se está dando de descontrol es muy negativa para la marca.

En fin, que ya me gustaría a mi verme en una situación así, querría decir que estoy teniendo un gran éxito vendiendo productos por internet. Pero que sirva este post para hacernos reflexionar a todos sobre la situación que en cualquier momento puede darse en nuestros negocios si no tenemos el máximo de elementos bajo control y asumimos riesgos excesivos que pueden hacer que tengamos un gran problema de reputación online que seamos incapaces de controlar.

5 Respuestas a “Mi opinión sobre el caso Letsbonus”

  1. Si letsbonus fuese un referente en la venta de aparatos electrónicos entendería el grado del problema. No creo que la línea de productos sea tan grande comparado con la de servicios.

  2. A mí LetsBonus siempre me ha parecido una web muy seria y fiable, a lo mejor no esperaban vender tantos ejemplares y se quedaron sin existencias, deberían poner límites por cantidad y se ahorrarían problemas de éste tipo.

  3. Estoy de acuerdo en que probablemente Letsbonus haya actuado de manera honesta ante el engaño del primer proveedor. Sin embargo incluso tratándose de una página de descuentos, llamaba mucho la atención un ahorro de 300€ por un Ipad, parecía que había gato encerrado y en fin, lo había.

  4. La verdad es que es muy raro un descuento así en un producto de Apple sabiendo que el margen que tienen los distribuidores es cercano al 3%. Tengo la impresión que de los ipads que vendan de nuevo asumirán ellos el descuento.

    Pensad que de los 1500 (creo que eran) no muchos querrán volver a comprar los ipads aunque igualmente es una pasta ya que eran 300€ de ahorro por ipad (supongo que algo de mejor precio sí podrán conseguir)

    Y si era verdad que el primer proveedor les engañó y no fue una oferta «trampa» entonces Letsbonus se ha comportado de manera ejemplar por lo que estamos acostumbrados aunque no lo ha sabido transmitir nada bien ni seguramente lo ha hecho a trompicones.

Los comentarios están cerrados.