La compra de Oculus por parte de Facebook nos muestra el futuro del crowdfunding

oculus

Los creadores de Oculus decidieron que el crowdfunding podía ser una buena opción para impulsar su proyecto y en 2012 realizaron una campaña en Kickstarter en la que lograron un notable éxito. 9.522 personas decidieron confiar en la empresa para precomprar su producto en las distintas modalidades de recompensas definidas. Se lograron 2.437.429 dólares para hacer el proyecto realidad.

Ahora la empresa Oculus ha sido comprada por Facebook por un valor de 2.000 millones de dólares. Lo que supondría una revalorazación de casi el 1.000% en el supuesto caso de que la campaña de crowdfunding se hubiera realizado en la modalidad de equity en lugar de la modalidad de recompensas que fue la que realmente se utilizó.

Oculus no es el primer caso de startup financiada gracias al crowdfunding en modalidad de recompensas, que posteriormente es comprada por otra empresa, probablemente el primer caso fue el de Matter comprado por Medium. Lo cual nos indica que dentro de las posibilidades lógicas de una empresa que se financia por el crowdfunding está el que posteriormente se venda y esto genera un «conflicto» en el modelo de financiación de las empresas, porque hasta ahora si por ejemplo la startup recurría al FFF y business angels para financiarse, posteriormente estos tenían un beneficio por la venta de sus participaciones en la empresa.

Ahora con el crowdfunding en modalidad de recompensas esto no sucede y los que apostaron por Oculus hace dos años, algunos incluso aportando miles de euros a la empresa, ahora no van a recibir nada de esta venta. La empresa no tiene obligación de hacerlo, pero el modelo tiene que evolucionar para compensar esta situación. Por eso tiene todo el sentido que se produzca una integración entre las distintas modalidades de crowdfundig y que por ejemplo en este caso entre las distintas recompensas hubiera alguna que implicara la participación como accionista en la empresa si se realiza una aportación de capital relevante.

Se que esto aún no es posible, pero también pienso que es el momento de empezar a trabajar sobre ello, por eso es tan importante que proliferen plataformas que integren las distintas modalidades de crowdfunding para ofrecer una mejor solución de futuro que resulte enormemente satisfactoria tanto para los creadores de proyectos como para las personas que ayudan a que puedan hacerlos realidad.

Una respuesta a “La compra de Oculus por parte de Facebook nos muestra el futuro del crowdfunding”

  1. Me gustó mucho el caso de MNML (http:// www. mnml. com) quienes también se apoyaron en KickStarter.com y hasta se midieron en mercado con Apple con el TikTok y el LunaTik. Ellos son apasionados y tienen una visión de trabajo. No creo que venderían, pero sí se fusionarían.

    No es lo mismo trabajar por visión y pasión de vida, que crear empresas por diversión o dinero.

    El emprendedor de visión y pasión, no vende su empresa fácilmente. Busca llevarla a adelante, como hizo el de Groupon, Google le ofreció 5.600 millones de dólares a los 2 años de fundada y él no aceptó.

    Sin embargo, 2mil millones de dólares de anticipado, es una oferta muy exagerada, y nos dice más sobre el poder del dinero, y la oportunidad de anticiparse y obtener cuota de mercado. Explico: ¿No tienen muchas otras empresas tecnológicas dinero y capacidad técnica para sacar al mercado un «Oculus Rift»? ¡Claro que sí!

    Pero no hay nada TAN VALIOSO como la inventiva y la pasión de un emprendedor que trabaja sin limitaciones, guiado sólo por su visión. Y ese valor, se demuestra en lo que luego otras empresas más grandes tienen que pagar para «absorberlas».