El Registro de Propiedad Intelectual y Safe Creative

safe-creative

Quiero hacer una reflexión sobre la protección de los derechos de propiedad intelectual en internet. Y centrándome en la proteción de derechos de propiedad intelectual desde un punto de vista objetivo, dejando aparte mecanismos posteriores ligados a derechos de remuneración, quiero comparar el Registro oficial de Propiedad Intelectual que ofrece la Administración Pública con el servicio Safe Creative de registro de propiedad intelectual, y especialmente en lo que se refiere a las obras que se crean para internet y se difunden por internet como principal o único medio de comunicación pública.

La protección de la propiedad intelectual es algo que me ha ocupado siempre, desde antes de empezar a pagar a autores por contenidos para publicarlos en internet hace diez años (qué locura), y estos días es un tema de debate en el trasfondo de la polémica sobre los derechos y libertades de los internautas (pero ese es otro asunto).

Tras el origen de la polémica está la remuneración por derechos de propiedad intelectual pero aún detrás está la protección de derechos de propiedad intelectual, algo en lo que creo que una mayoría aplastante está de acuerdo, y por tanto debería servir de punto de partida para llegar a un acuerdo en los siguientes pasos.

Pero dejando al margen toda esta polémica, voy con  mi comparación particular del Registro oficial y Safe Creative. El motivo de hacer este somero análisis es por la necesidad en internet de disponer de un control de autoría de nuestras creaciones. Antes de internet los creadores eran unos pocos, pero ahora cualquiera puede ser, y de hecho es un creador de contenidos de todo tipo.

Cada vez más personas se preguntan cómo es posible que adalides de la protección de derechos para los artistas utilicen vídeos de Youtube o  fotografías online para ilustrar sus noticias o programas de televisión y se lucren con ello, sin respetar los derechos de los creadores. Los que escribimos en blogs sabemos que tenemos «copiapegadores» repartidos por toda La Red. Los fotógrafos, profesionales o aficionados, ven cómo sus fotografías son utilizadas incumpliendo las licencias de uso (incluso sin tener coste económico), etc.

Lo que ocurre es que el control de la propiedad intelectual de los contenidos online es inexistente, y lamentablemente eso es aprovechado por muchos como si se tratara del salvaje oeste sin ley. Así que la realidad nos lleva a necesitar de algún tipo de control de derechos de propiedad intelectual online (y no estoy hablando de remuneraciones), para evitar (o al menos limitar) que estas cosas ocurran. Y cuanto más universal y extendido sea el mecanismo de control de la propiedad intelectual más se respetará.

Por tanto creo que realizar la protección de todas nuestras creaciones publicadas en internet es y será cada vez más una necesidad para crear conciencia alrededor del derecho del reconocimiento de autoría y respeto de los derechos de autor de los contenidos de internet, que existen igual que en los medios más tradicionales aunque aquí no se respeten igual.

No hay que confundir los enlaces a los contenidos, las citas o referencias y el acceso libre a internet con el uso indiscriminado con o sin ánimo de lucro de cualquier contenido.

En el camino de este mecanismo de control de los derechos de propiedad intelectual al que me estoy refiriendo, que debe ser universal y extendido para que se convierta en costumbre su respeto, está Safe Creative, el registro online de propiedad intelectual, que participa de la iniciativa Semantic Copyright.

El movimiento online más fuerte alrededor de la protección de derechos de propiedad intelectual es sin duda Creative Commons que tiene su representación en España. Creative Commons se centra en las licencias de uso, y aun cuando pudiera parecer que una gestión clara de la licencia de uso de nuestras creaciones fuera suficiente para que se respetaran, creo que no es así y era necesario dar un paso más y disponer de un registro de obras. Aquí es donde entra Safe Creative.

Si lo comparamos con el servicio oficial de Registro de Propiedad Intelectual enseguida nos damos cuenta de diferencias fundamentales que hacen que Safe Creative sea lo más adecuado para los contenidos online:

  • rápido, sin papeleos ni pesada burocracia
  • gratuito
  • automatizado: la posibilidad de utilizar su API permite implementar soluciones de registro automáticas para creaciones como blogs

En este momento Safe Creative dispone de un botón para el navegador, para enviar al registro los post que vamos a publicar en Blogger o WordPress. Entidades como Bubok permiten el registro de obras directamente, también utilizando su API. Pronto dispondrán de un sistema semiautomático de registro de contenidos desde un RSS. Para los que les gusten los datos, actualmente cuentan con más de 21.000 autores y casi 180.000 registros.

Safe Creative tambiénha puesto en marcha un concurso de soluciones basadas en su API, del que me gustaría que saliera alguna solución para el registro de las imágenes que se suben a Flickr, que creo que sería masivamente utilizado.

Por cierto, que tanto Safe Creative como el Registro oficial permiten la identificación mediante certificado digital para realizar el registro de obras.

Por si alguien se ha parado a pensar en si hay negocio detrás de Safe Creative, lo habrá y me atrevo a pensar en un par de posibles vías: el asesoramiento legal y la gestión económica de derechos.

PD: Podeis ver el registro de este artículo en este enlace.

14 respuestas a “El Registro de Propiedad Intelectual y Safe Creative”

  1. Jhonatan, lo cierto es que como autor, y por ley, puedes hacer valer tus derechos sobre tus obras hayas registrado o no. Si bien no pongo en duda que haya jueces que no se den por enterados, es la Ley de Propiedad Intelectual la que te da los derechos no por inscribir tu obra en registro oficial o privado alguno, sino por crear la obra. En pocas palabras, si vas acompañado de un abogado que conozca el tema puedes hacer valer siempre tus derechos ante un plagio incluso aunque la otra parte haya ido al registro oficial a registrar tus contenidos en su nombre. Eso sí, te costará más demostrarlo porque serás tú quien tengas que demostrar que el otro no es el autor, pero cosas así ya han ocurrido en registros oficiales. El registro oficial lo que hace es que no se cuestione el hecho de la inscripción, otra cosa es que se pueda cuestionar la autoría. Un registro privado al ser un documento privado no tiene la misma consideración que un documento público, pero una vez se demuestra el hecho del registro, peritando por supuesto, se puede usar como cualquier otra evidencia de las muchas que tendrás. Aquí se explica más en detalle: http://es.safecreative.net/faqs/cual-es-la-efectividad-de-la-prueba-generada-en-registros-privados/ En cualquier caso un primer paso siempre interesante es que al informar del hecho del registro se disuade en cierta medida de posibles plagios.

  2. Hola, estoy a punto de abrir una tienda online en la que he estado trabajando unos 7 u 8 meses y hasta ahora solo había registrado el diseño en Safe Creative, aunque en breve iré al registro de la propiedad intelectual a registrarlo porque no me fio demasiado de estas web, ¿son completamente válidas para lo que necesitamos?, ¿si alguien me copia la web lo puedo denunciar con tenerla en Safe Creative?, no se yo…

    Por mi ojalá pudiera ser porque uno se queda mas tranquilo, pero vamos… que me da a mi que hoy dia lo único que vale es el registro de la propiedad y que ni teniendo las instantáneas del proceso de creación puedes hacer nada, porque un juez mira el registro, ¿a nombre de quien está?, pues de esa persona es, punto. Son muy rastreros.

  3. Quería puntualizar otra cosa, en principio no prevemos gestionar derechos colectivos ni similar ya que eso es competencia de las entidades de gestión de derechos autorizadas en el caso de España por el Ministerio de Cultura ;)

  4. Hola Daniela,

    Gracias por tus críticas constructivas. Siempre es importante cuestionar todas estas cosas y más siendo tan delicadas como son. IANAL pero te voy avanzando, que ahora tengo que salir, el artículo que escribió David Maeztu, uno de los asesores legales de Safe Creative sobre la eficacia probatoria de Safe Creative. Es lógicamente aplicable con las debidas reservas, a otras legislaciones:
    http://es.safecreative.net/2009/02/24/eficacia-juridica-y-probatoria-de-las-inscripciones-en-el-registro-de-safe-creative/

    En concreto es interesante esto:
    Por lo tanto y recapitulando, ante la impugnación existe una respuesta efectiva que permite al registrante demostrar la autenticidad del documento aportado al proceso, válido independientemente de la forma electrónica. Debemos aclarar que el registro y el correspondiente certificado de Safe Creative tienen el mismo valor en juicio que el que pueda emitir un registro público de propiedad intelectual, siendo la diferencia que estos últimos hacen plena prueba y los primeros pueden ser impugnados, como todo documento privado, de ahí que se hayan articulado mecanismos de respuesta ante estos supuestos, de llegarse a negar su validez.

    En definitiva, en el caso de que se demuestre la autenticidad del documento, los efectos serán los mismos que en el caso de los documentos públicos, por la remisión al artículo 320.3 de la LEC.

    Y en el supuesto de que, a pesar de toda la información técnica que Safe Creative pone a disposición del registrante y su defensa, se considera que no se ha acreditado la autenticidad del documento, todavía quedará la valoración de la prueba documental sujeta a la consideración del juez conforme a las reglas de la sana crítica, en los términos de la LEC, artículo 326.2, lo que hace difícil que, con toda la información aportada, no sea tenido en cuenta como medio de prueba.

    Por lo tanto, el autor que registra sus obras en Safe Creative dispone de un medio de prueba, el certificado Safe Creative, de una eficacia suficiente para que en un eventual proceso judicial se pueda probar su declaración de autoría en un momento concreto.

    Sobre el resto de temas que planteas iremos comentando aunque quiero señalar que el RPI no se adapta hoy por hoy a las necesidades de Internet. De hecho estamos en contacto con el RPI y otros RPIs de otros países e incluso con la OMPI (WIPO) pues entendemos la necesidad de establecer unas pautas mínimas que permitan una mayor confianza y neutralidad en los registros.

    Sin embargo creo que la capacidad de informar online de autoría y derechos es, hoy en día, esencial. No hacerlo así limita mucho la utilidad real de la inscripción a un entorno eminentemente analógico que ya no se corresponde a la realidad digital.

  5. Si que confías en las administraciones publicas… Yo no. Para SafeCreative es tan simple como automatizar su sistema para hacerlo compatible con lo que comentas… incluyendo lo que ellos extraigan de forma automática en el registro publico… cosa que quizá podrían cobrar como adicional y así obtener la sostenibilidad que comentas… ese quizá es otro tema como el de que en la administración publica vayan a ser imparciales (al fin y al cabo son personas) y tal… También puede venir Al Quaeda tirar los servidores de un bombazo o que ocurra un terremoto… Nada es 100% seguro. Normalmente las start-ups se hunden antes de 4 años… Creo. Si pasa ese limite… Supongo que las Creative Commons también podrían hundirse porque no parecen tener modelo de negocio, pero ahí están.

  6. Hola Ignacio:

    Muchas gracias por los detalles de tu post que, la verdad, son muy interesantes. Me ha sorprendido mucho la iniciativa de la empresa que mencionas pero considero que no es comparable el Registro de la Propiedad Intelectual con el de Safecreative del modo en que lo has expuesto.

    Como abogada, debo decirte que el RPI es:

    1.- Documento Público por que está emitido y certificado por la Administración Pública lo cual hace que la prueba de autor sea muy difícil de impugnar ya que se hace una cualificación previa de la obra para garantizar que el depositante sea verdaderamente el autor.

    2.- Es sostenible: no hay peligro de que la Administración Pública desaparezca y, por ello, ofrecen un registro perpetuo con un mantenimiento gratuito.

    3.- Es neutral: queda garantizado que ningún interés privado pueda interferir en el registro y en la validez de los datos registrales.

    4.- Jurídicamente eficaz tanto a nivel nacional como a nivel internacional (por los Tratados firmados por España).

    Analizando la plataforma que recomiendas, he llegado a las siguientes conclusiones:

    1.- Falta de sostenibilidad: Safecreative es una empresa privada y de reciente creación lo cual no puede garantizar los servicios en caso de desaparecer. Qué pasa entonces con las creaciones de todos los autores?
    2.- Debilidad de la prueba: El documento privado no tiene la misma validez que el documento público del RPI.
    3.- Posible falta de neutralidad: al tratarse de una empresa privada no puede garantizarse la neutralidad en todas las circunstancias. Cómo se puede garantizar la confidencialidad de toda la información y el know-how depositado?
    4.- Limitada validez jurídica: dudo mucho que un tribunal en Buenos Aires admita una prueba/testimonio de un depósito realizado en un servidor en España que pertenece a una empresa privada.

    Como conclusión, Safecreative me parece una buena filosofía que, sin embargo, no resuelve los verdaderos problemas planteados y que, probablemente, sirva para alimentar intereses privados totalmente legítimos.

    Gracias.

  7. Hola JoSeK, es una de las posibilidades que se manejan y que de hecho se están negociando para empresas o entidades que producen o publican grandes cantidades de contenidos. Ahora, al menos en los primeros meses del año que viene, implementaremos algunas funcionalidades adicionales de pago con servicios avanzados que iremos anunciando.

  8. Si no recuerdo mal, hace algún tiempo, en una charla de la gente de Safe Creative en la UEM, nos comentaron que parte de su modelo de negocio vendría con servicios a entidades que gestionan volúmenes más grandes de contenidos.

  9. Por supuesto Iván, totalmente de acuerdo. Simplemente me gusta ver el registro en positivo. De hecho contacté inicialmente con SafeCreative nada más filtrarse hace un par de años la noticia de su existencia para ver de qué iba y si podría ayudar en esta maraña de propiedad intelectual y derechos y vi que sí, que era una herramienta neutral y a mi me aportaba el poder mantener mis obras con licencias abiertas (cc-by y cc-by-sa) por más tiempo :)

  10. Hola Ivan, soy Mario Pena (aka oneras) y trabajo como director de comunidad y negocios den Safe Creative entiendo perfectamente lo que comentas y tal vez sea interesante filosofar un poco sobre qué es y cual es el espíritu de Safe Creative. En realidad no se trata tanto de buscar copias ilegítimas como el de poder informar mediante un simple enlace y en el futuro por la propia naturaleza de la obra (fingerprinting) de la autoría y derechos. Es importante sobre todo cuando hablamos de obras que por descontextualizar quedan huérfanas y sin conocimiento de qué se puede o no hacer con ellas.
    Somos de la creencia de que a más información se tenga más protegido se está y honestamente, creo que es lo mejor que se puede hacer.
    Por ejemplo la cita que haces es de Pablo Picasso y es bueno que se sepa de dónde viene. Creo que es importante porque ayuda a enlazar al lector de la cita con la persona que lo dijo, aunque sin duda se haya basado a si mismo en otras inspiraciones para crear.
    Por otro lado archive.org o google son sistemas que te permiten tener una prueba, pero en SafeCreative la normalizamos para que sea comprensible y fácilmente accesible a cualquier usuario. En fin, son muchos matices, pero el identificar bien quién ha hecho qué y qué se puede o no hacer es de vital importancia para el futuro.

  11. Totalmente de acuerdo. Aun así es como tu dices, soy mucho de filosofar y entre ello me hace consciente de que no todos podemos tener la misma opinión y no todos podemos estar ni de acuerdo ni en acierto. Es mas, pueden haber dos opiniones acertadas al mismo tiempo porque no sean incompatibles entre ellas. Por tanto tanto un método, como otro, como no tener método es igualmente valido ;)

  12. Estoy hablando de contenidos y creaciones, no de ideas. El objetivo de registrar las obras de forma masiva y universal es en primer lugar, para mí, para crear una conciencia de respeto de los derechos de propiedad intelectual. La mejor forma de que se cumplan las normas es que se cumplan por voluntad de las personas, no por imposición de nadie.

    El paso de reclamar por copias o uso indebido ya es cosa de cada uno si le merece la pena hacerlo o no.

    Y no estoy de acuerdo con la Ley del Talión :)

  13. uhm pero… ¿de que me sirve registrar mi contenido? ¿No es ya en si la red un registrador de contenido? Yo siempre he pensado en archive.org como una forma de demostrar que algo es mio… Se podría usar incluso Google para eso… pero mi duda es ¿y que? Si un periódico no quiere dar referencia sobre una foto o blog, no lo hace (pasa a diario)… ¿Que podemos hacer frente a eso? Si somos simples usuarios como los de una red p2p que ninguno esta realmente relacionado con otro… Me refiero a los denominados «autores». Lo único que podemos hacer si existe una injusticia es revelarnos como usuarios en contra de ese medio de comunicación, ojo por ojo diente por diente. Si no lo hacemos, quizá es porque no le damos importancia. Quizá porque no la tenga.

    Es mas, voy mas lejos. Estos días me ha pasado que no me han copiado un texto, sino que me han copiado una actitud o una idea sobre el texto, creando un texto similar. Un ejemplo seria, hago una película de zombies y otra productora hace otra, la saca antes y obtiene el éxito. No es la mía, no la he hecho yo pero ha sido una mala forma de actuar. No es como me hizo canal sur una vez copiando palabra por palabra un reportaje pero sigue molestando que lo hagan.

    Una vez creo que vi a Dans hablar de la empresa que usa para gestionar «sus derechos». A mi me han copiado diseños web (copy & paste radical)…

    ¿Una forma de protegerse de los publicadores automáticos? a todos los blogs nos copian para subirlo a Google automáticamente. Hacer referencia a ti mismo (aunque sea egocentrismo). Eso desenmascara que el blog que estas leyendo no es el autor de ese contenido. Aunque Google ya suele encargarse de detectar los contenidos clonados y dar validez a la primera publicación.

    Pero aun así no entiendo… ¿Perseguir a todo el que copie algo que hayas hecho tu en cualquier parte del mundo? ¿En serio?

    ¿Y las ideas espontaneas? Hay ideas que surgen debido a una necesidad. Estas creando una web de «fondos de twitter» y resulta que esa misma idea se le ha ocurrido a 50 tíos… ¿Es eso copiar?

    Si te copian es porque eres bueno ¿no?

    En los negocios se le suele llamar competencia. ¿Pero realmente que tiene que hacer la competencia? ¿Acaso algún clon de twitter ha tenido mas de 15 minutos de fama? Solo sirven para recordar a la gente que twitter existe y que esta siendo copiado porque es bueno.

    Supongo que se puede decir aquella frase:

    Los buenos artistas copian. Los grandes roban.

    De lo que se puede sacar la conclusión. No pierdas el tiempo en la mentarte. Muévete, lee, copia, aprende y crea mejores obras. Si eres el primero en hacerlas, los demás solo serán seguidores tuyos, homenajes a tu intelecto.