Tendencias Archives - Page 10 of 14 - Loogic Startups
Branding personal para potenciar el branding de mi empresa

Branding personal para potenciar el branding de mi empresa

El capital principal que tiene una empresa son las personas que la forman. No hay que ser un mega-experto para darse cuenta de ello. Una empresa bien pilotada (directivos) y bien tripulada (staff de trabajadores) no necesita un gran barco (instalaciones) para navegar. Y para muestra, muchas de las startups que nacen en España y en el mundo.

Y encima, dada la estructura habitual de muchas pymes, un alto porcentaje de costes contables van a todo lo relacionado con sueldos y salarios, por lo que los temas de personal son cruciales en toda empresa… y más en una pequeña y mediana empresa.

Hoy he visto una interesante entrevista a Pere Rosales, en el blog de Xavier Molina, que resalta la importancia de un buen liderazgo. Y ello me ha dado que pensar en el concepto de “liderazgo participativo”… y sobretodo, en el tema de la “marca del directivo” + “marca de mis trabajadores”. Es decir, he pensado en el Branding personal.

Toda pyme que no sepa aprovechar todas las técnicas de branding personal de sus trabajadores está perdiendo la oportunidad de potenciar el branding de su organización.

Si la empresa son las personas que la forman, por qué no potenciar la marca de estas personas… para hacer un Pull a la marca empresarial?

Branding personal y empresarial
Fuente: elaboración propia

¿Y cómo potenciamos las marcas de las personas que conforman mi organización?

Lo hemos visto en algunas ocasiones, aquí en Pymecrunch, pero no de un modo tan explícito como hoy:

  1. Crea un blog corporativo, si es que te conviene hacerlo.  Si quieres saber más, te lo explicamos aquí y aquí.
  2. Cuida la imagen de tu web. Si quieres saber más, te lo explicamos aquí.
  3. Cuida la visibilidad de tu web. Si quieres saber más, te lo explicamos aquí, y aquí,
  4. Cuida el uso que hacen de tu web los clientes. Si quieres saber más, te lo explicamos aquí.
  5. Plantéate usar el Social Media Marketing. Si quieres saber más, te lo explicamos aquí.

Está en tus manos, como puedes ver.

Un gran ejemplo de cómo la gestión de una marca personal puede estirar la marca de la organización que dirije, es Carlos Blanco, y su Grupo ItNet. En su organización cuenta con grandes marcas, a parte de la suya: Jaume Ferre, Javier Casares, … y todos los socios de las empresas participadas. Todos han hecho o hacen cosas para gestionar sus marcas personales. Y ello redunda en un bien para toda la organización.


(5) Recomendaciones para contratar posts patrocinados

(5) Recomendaciones para contratar posts patrocinados

Quiérase o no ya pasamos el primer mes de este “crudo” 2009, y quiérase o no por uno y otro lado se observan (lamentablemente muchos lo viven en carne propia) los efectos de la crisis. Sólo por citar 2 ‘referencias’ que se me vienen pronto a la mente, contamos con el anuncio de Rodolfo Carpentier abriendo la participación en DAD y la ‘declaración’ de Alejandro Suárez de que cierra el grifo para este año. Conseguir dinero (por un lado) y no despilfarrarlo (por otro) son fenómenos que en pequeña o gran escala tendrán tremenda efervecencia los 11 meses restantes.

Otra de las dinámicas que esta “época de oportunidades” está poniendo a prueba es la de la publicidad. Que si los costes de la publi en la vida real llevarán a los anunciantes al Internet, que si en Internet ésta puede ofrecerse más segmentada, que si Google acapara…; infinidad de “paradigmas” por comprobarse o de plano rechazarse veremos correr de aquí a allá. Y dentro de ellos, el de los posts patrocinados no puede quedar a salvo.

Ya Juan Luis Polo (y que él lo diga es bastante) puso el dedo en la llaga a mitad de mes con su artículo: “El auge de la crisis traerpa el aumento de posts pagados”; y recordarlo y traerlo a colasión tiene mucho que ver con un twitteo de Javier Martín, a tomarse con el respectivo humor: “A ver si entra pronto un post patrocinado para Loogic, los talibanes están deseosos de carnaza”. Y es que a claras se observa -y desde luego, sin afán de rivalizar- tanto el bando de los partidarios a este método de publicidad como el de los detractores. Enumerar tanto miembros como intereses que pueda haber detrás ya sería cansino, y se sale del asunto a reflexionar: la encrucijada en la que terminan aquellos microempresarios y/o emprendedores que quisieran promover mediante esta alternativa su sitio o proyecto web.

Yo me decanto a favor de los POSTS PATROCINADOS, lo que no significa estar a favor de lastimosas prácticas a las que suele prestarse este método (aquí una crítica a un sistema en particular); ello me invita a redactar una pequeña lista de recomendaciones a tomar en cuenta por pymes y/o emprendedores en caso de decidir utilizar esta estrategia para difundir su proyecto:

1.- Contacta a los blogs idóneos: Una de las principales quejas contra las campañas de posts patrocinados es precisamente que éstos terminan pareciendo off-topics dentro del contenido convencional del blog, lo cual: a) invita al lector habitual a saltarle y b) el redactor del blog pierde su “credibilidad” por “publicar cualquier cosa”. Si te interesa llegar a una audiencia a la que en verdad le resulte interesante aquello que quieres promover, lo menos es promoverlo en aquellos sitios donde se suela hablar de ello. Rankings como los de Bloguzz, Alianzo o Wikio, ordenados por categorías, pueden resultarte de gran utilidad.

2.- Especifica las condiciones de post Y SE FLEXIBLE: Parece que muchos de quienes contratan posts patrocinados quisieran facilitarle la vida al redactor y mandarle el artículo casi que redactado para su publicación. ¡Error!, lo que se busca, y el anunciante tiene que mentalizarse, es conseguir la visión de otros de tu trabajo, que además termina resultando a tu favor por el feedback que puedas recibir. Ello no quita pautar algunas condiciones con el blogger contratado respecto al número de palabras, imágenes, aspectos a tomar en cuenta dentro de la review… respetando el estilo y la libertad de a quien se le ha encargado el trabajo.

3.- No exigas determinado números de enlaces o anchor text: Algo que termina resultando muy irritante cuando se trata de armar un post patrocinado es cumplir la “exigencia” que puso el anunciante para cumplir con determinados números de enlaces a diferentes sitios de la web o que éstos deban incluir rigurosos textos que terminan descuadrando el artículo. En principio, atentan contra uno de los principios básicos de un buen blogger (espero no aparezcan vestiduras rasgadas por aquí y por allá): por naturaleza nos gusta enlazar, así que ver ello como una imposición causa efecto contrario. De seguro si no impusieran este tipo de clausulas obtuvieran más enlaces de los que exigen. Y desde luego, apreciar en varios artículos la repetición de un “mismo esquemita de enlaces” termina dando un aspecto ‘poco humano’ al post en cuestión, quiérase o no. Recuerda que lo que te interesa es la promoción, para el posicionamiento se inventaron el seo.

4.- Proporciona suficiente información: Mencionábamos en el punto 2 que una campaña de posts patrocinados no consiste en multiplicar una nota de prensa en distintos sitios, pero no exluye que a quienes contrates les proporciones información en particular de la cual puedan servirse para la redacción de su artículo o les motives a mantener la comunicación contigo vía email para despejar o puntualizar alguna duda respecto al análisis.

5.- Planea inteligentemente la campaña: Lanzar una campaña de posts patrocinados NO DEBERÍA SER poner a un montón de sitios a hablar de tu proyecto al unísono; reiteramos: estudia en cuales blogs puedes conseguir mejor impacto, cuales son los días en que en dichos sitios hay más tráfico o atención a sus contenidos; incluso condiciones como eventos ya sea de la vida real o de Internet pueden opacar la repercusión de aquello que se escribe sobre tí. No olvides que el estado de ánimo de las personas inciden en la recepción que tienen sobre su entorno, y evidentemente no fue lo mismo leer lo que hay en Internet luego de haber ganado la Europa que de haberla perdido (ejemplo al vuelo: lanzar una campaña de patrocinados durante la pasada Euro hubiese sido una muy mala idea).

Hasta aquí este pequeño recuento que espero pueda servir a más de uno.

patrocinio.png

Imagen: Valencia panorama actual


¿Cómo medimos la influencia de una persona en los “social media”?

En el post anterior Cómo hacer comunicación en medios sociales (Social Media Marketing), Jordi nos introduce en este fascinante nuevo ¿arte? ¿disciplina?

Creo que merece la pena seguir investigando el tema, ya que cuando se trata de marketing, publicidad, imagen de marca, etc, hay dos factores que diferencian a las pymes de las grandes empresas:

1) Recursos muy limitados. Económicamente, si tu empresa es pequeña, no creo que te estés planteando una campaña de televisión, ni comprar una página en El País. En cuanto a los recursos humanos, probablemente ya sea mucho si cuentas con una persona dedicada en exclusiva, o si contratas de manera habitual los servicios de una agencia.

2) Respondes del presupuesto. Es decir, que te estás jugando tus propios cuartos. Eso no quiere decir que el director de marketing y /o publicidad de una empresa grande se gaste el dinero alegremente. Sólo que el sudor frío es distinto.

Como es importante moverse de acuerdo a la realidad en la que vivimos, de estos dos condicionantes emergen dos preguntas:

¿Recursos limitados? Entra en los “social media”

En el caso de los “social media”, nos encontramos ante un tipo de difusión muy nuevo, y que se podría definir como el tradicional “boca-oreja”, cuando este se produce en el contexto de los medios de comunicación personales en Internet. Es decir, un señor publica en su blog un post hablando de vuestra empresa (quizá vosotros mismos en el blog corporativo), otro twittea un enlace a ese post, un tercero lee ese tweet y crea una reseña en Ciao.es, etc.

Este tipo de difusión es barato y se basa en la confianza que depositamos en la persona a través de la cual nos llega el mensaje.

¿Cómo sabemos que nuestro mensaje está llegando a un número adecuado de personas?

Cuando tratamos con publicidad convencional, está claro que la métrica es sencilla: tantos lectores de la revista, tantos telespectadores vieron el anuncio… En las campañas online, aunque sea muy discutible, se suele tirar de “tantos clicks en el banner”.

Los medios sociales nos sitúan en un escenario distinto. El terreno es muy nuevo, y son pocas las empresas en España que abordan este tipo de difusión. Cada una aplica sus propias métricas, y resulta apasionante ver cómo la disciplina se está creando sobre la marcha, y la dedicación y la pasión que ponen en el empeño.

Como decíamos al principio, si nos estamos jugando nuestro propio dinero, es más que importante que entendamos la repercusión de los medios (en este caso, personas) a través de los cuales se difunde nuestro mensaje.

Por eso me ha sorprendido tan gratamente encontrarme con la explicación que ofrecen en Twinfluence. Twinfluence es una aplicación web que mide la influencia de un usuario de Twitter, dentro de su red de seguidores y dentro del universo Twitter. Si bien esta influencia está medida en términos cuantitativos, por alguna parte hay que empezar:

La explicación de los parámetros que utilizan se basa en un modelo simplificado del análisis de redes sociales, lo cual es muy bueno, ya que este es un tema muy complejo y que se presta a mucha cancamusa. Sin embargo, Twinfluence ha conseguido crear un modelo lleno de sentido común, y que es válido no sólo para Twitter, sino de un modo general:

Alcance: Es el número de seguidores de una persona (los de primer grado), más el número de seguidores de estos (segundo grado). Esto nos da una idea de la cantidad de personas a las que podemos llegar rápidamente.

Velocidad: Es el número de seguidores de primer y segundo grado atraídos por día desde que esta persona empezó a publicar en el medio (twitter, blog, etc)

Capital social: En un sentido amplio, se utiliza este término para indicar lo influyentes que son tus seguidores de primer grado, en cuanto al número de seguidores que tienen ellos mismos.

Centralización: Es la medida que indica cuánto depende una persona de un número de seguidores para transmitir su mensaje. Es decir, si dependes de un reducido número de seguidores con mucho alcance para llegar a los seguidores de segundo grado, tu red estará muy centralizada, y serás muy dependiente…

Obviamente, con estos parámetros no agotamos todas las maneras posibles de medir la influencia en medios sociales, pero sí, había que empezar por alguna parte.


Sobre MuyPyme y la competencia

Sobre MuyPyme y la competencia

muypymes1.pngEl día de ayer muchos nos habremos enterado a través de este twitteo de Emilio Marquez del lanzamiento de MuyPymes (por parte de Total Publishing Network), autodefinidos como “el portal más completo sobre pymes y autónomos en español”. Cuentan con la colaboración del Ministerio de Industria, Turismo y Comercio y del Plan Avanza, éstos últimos subvencionando una de las secciones del portal: Canal TV Pymes, según comentan en Networking Activo.

Mencionarlo -además de ser una noticia referente a la temática de este blog- tiene como fin evidenciar lo movido (y competido, ¡hay que decir!) que se ha vuelto este nicho, al menos pudiendo hablar por lo que desde Mayo a la fecha ha transcurrido. Además de MuyPymes, de buenas a primeras recuerdo el nacimiento del blog de Empresa Conectada y del ‘monstruo’ de weblogs SL Pymes y autónomos. Y de seguro me estoy dejando varios nacidos en este lapso, más otros ya de respeto como los enumerados en este artículo de Jordi Perez.

La competencia (y más aún, la buena competencia) siempre es estimulante, y si sentir a los “amigos del sector” -en este casos blogs sobre pymes- respirándote al hombro me alerta, me quedo de brazos cruzados al pensar en las que se ven tantas personas que su esfuerzo de años se ve mermado porque al comeptidor que llega con ánimos y cartera llena “parece que le empieza a ir mejor”. No será sino la tenacidad, creer en el sueño que se ha fincado y tomar las medidas adecuadas en el momento adecuado lo que terminará consolidando desde adentro tanto trabajo.lalucha.gif

lalu.png


“La larga cola” de los negocios

“La larga cola” de los negocios

Cuando en Internet encuentro un nuevo concepto que se expande como la pólvora, para mí una de las mejores maneras de averiguar si se trata de algo valioso, y no la paranoia de algún vende-humos, es aplicarle el triple filtro de Descartes, de esperar un rato y de hablar con mi abuela.

  • El método cartesiano establece que un concepto verdadero se muestra como algo claro al entendimiento y distinto de los demás conceptos.
  • Si después de esperar un rato, el concepto sigue ahí, aun con detractores, y se utiliza de modo habitual con resultados, es que vale la pena. La larga cola salió al aire en 2004, tiempo más que suficiente.
  • El método “mi abuela” establece que, si soy capaz de explicárselo a ella, y me responde con un dicho o refrán que me demuestra que “eso ha sido toda la vida así”, entonces estamos tratando con una idea que responde a la realidad del funcionamiento del mundo. En el caso de “la larga cola”, este dicho es:

“Hay gente pa tó”

¿Estamos de acuerdo en esto?  ¿Te han venido a la cabeza imágenes del telediario en las que un grupo de personas se daba un baño en el Ártico, o un forzudo arrastrando un camión con los dientes? ¿Ese amigo tuyo tan “particular”?

Entonces veamos de qué trata esto de “la larga cola” y cómo lo puede aplicar una pyme a los negocios.

“The long tail”, que es la expresión original en inglés, es un concepto acuñado por el periodista Chris Anderson, basado en ensayos y descubrimientos matemáticos y estadísticos anteriores (el lector curioso tiene una descripción completa de esta evolución en la Wikipedia, así que sigamos).

Lo que viene a decir, es:

1) En un negocio “tradicional”, que opera en un mercado local, con un catálogo determinado, la mayoría de las ventas serán sobre unos pocos productos estrella, con un amplio mercado que los demanda, y el resto del catálogo tendrá pocos compradores, y apenas dará beneficio hacer los pedidos y almacenarlos.

2) Sin embargo, en un negocio que trabaje en un mercado global (no te asustes, esto simplemente significa “vender por Internet”), el resto del catálogo, ese que tenía un nicho de mercado tan pequeño, de repente pasa a ser accesible a ese nicho de mercado a nivel mundial, no local. Lo que quiere decir “bastante más grande”.

La larga cola

Pongamos un ejemplo:

Tienes una tienda de música en una ciudad pequeña. ¿Vas a vender cien discos de La Oreja de Van Gogh sólo en el Día de los Enamorados? Seguro. ¿Vas a vender dos discos de Cervello, que es un oscuro grupo italiano de rock progresivo de los setenta, en todo el año? Como mucho.

Recordemos: “Hay gente pa tó”. En un mercado local y reducido, son pocos. En un mercado global, donde todo el mundo está a un click de distancia, son muchos, muchísimos, y representan un porcentaje potencial de ventas significativo.

Muchas empresas de venta online, como Amazon (libros y cualquier cosa), eBay (subastas), iTunes Store (música)  y Netflix (alquiler de películas) basan una buena parte de sus ventas en productos que sólo alcanzan un volumen significativo de ventas cuando los compradores llegan de todas partes del mundo.

Un empleado de Amazon, la tienda online más grande del mundo, lo expresaba de este modo un tanto humorístico y enrevesado: “Hemos vendido hoy más libros que no se vendieron ayer, que libros que sí lo hicieron”.

Con este post no quiero decir que te lanzes a vender discos raros, ni que esto sea un modelo mágico de negocio. Pero sí que es muy importante que consideres si ese oscuro apartado de tu catálogo de productos o de tu portfolio de servicios, y que estás pensando en eliminar, sería rentable en el marco de un mercado más grande.

Otro día hablaremos de cómo averiguarlo. Hoy me basta con que le des vueltas a la idea.


Casos de estudio: Si los tienes, muéstralos

He aquí un problema muy común que muchos conoceréis en sus dos vertientes:

Como cliente: Después de navegar un rato buscando una empresa a la que contratar tal o cual servicio un tanto delicado y/o importante (léase la fontanería de mi casa o la implementación de un sistema de CRM), llego a su web y… me quedo igual que estaba.

Como empresa:  Tienes una metodología fenomenal de trabajo, un sistema que te permite reducir costes, errores, tiempos de entrega… Pero no te atreves a mostrarla en tu web “porque la competencia acecha y nos pueden copiar”. Esta es una razón con la que me encontrado una y otra vez en pymes, especialmente aquellas que, precisamente, viven de trabajar mejor que los demás. En el caso de las empresas de base tecnológica u operativa, ronda el 90%.

En ambos casos, el problema se reduce a lo mismo:

Cuando sé que contratar a un profesional o una empresa va a suponer una relación larga, un proyecto personalizado y vital para mí, no me basta con ver una foto de personas felices, una lista de clientes, otra de sedes, un teléfono y un formulario de contacto.

Como cliente, lo que necesito de verdad es saber cómo trabaja esa empresa, qué pasará cuándo los meta en mi casa o en las tripas del servidor de la intranet.

Como empresa, necesito poder mostrar que hacemos algo mejor que los demás, sin revelar la “fórmula secreta”.

Un modo muy adecuado de solventar este problema es publicar casos de estudio: Son “mini-reportajes” en los que se describe cómo tu empresa acometió con éxito un proyecto determinado,  cuál fue la manera de relacionarse con el cliente y qué acciones, métodos y criterios se utilizaron.

Cómo preparar un caso de estudio

  1. Elige bien qué proyectos vas a mostrar

    • Tienen que ser aquellos proyectos que representen mejor lo que mejor sabéis hacer. No tiene sentido usar la marca de aquel cliente grande que tuvísteis y que pidió algo fuera de vuestro área de expertise.
    • La relación con el cliente sigue viva y es muy buena. Los casos de estudio son una herramienta muy potente de “recomendación”, y para un gerente responsable terminan por una llamada telefónica al cliente para confirmar. De nada sirve contar aquel caso de hace diez años si ya no queda nadie en el cliente que recuerde vuestro trabajo.
    • Dos o tres casos son suficientes. Nadie va a leer más.
  2. Pide permiso a tu cliente (antes y después)

    • Llama a tu cliente, y coméntale lo importante que es para ti poder mostrar un trabajo del que te sientes especialmente orgulloso (el suyo;-) y déjale claro que respetarás escrupulosamente la confidencialidad acordada y la que se le pueda ocurrir en ese momento.
    • Enséñale el borrador del caso antes de publicarlo.
  3. Redáctalo en un tono acorde con vuestra forma de trabajar

    • Tanto si sois una empresa “seria y sesuda”, como si sois “creativos y desenfadados”, debéis reflejarlo en vuestra comunicación. Una de las razones por la que un cliente puede convertirse en una pesadilla, es porque no está obteniendo lo que pensaba que iba obtener.
  4. Redáctalo como un informe

    • Los casos de estudio son una herramienta de marketing poderosa, pero se leen como un informe. Una vez que un posible cliente se decide a leerlo, tiene la mente en modo “racional”.
  5. Comienza contando cúales eran las necesidades de vuestro cliente

    • La mejor manera de que el lector se identifique y se interese por lo que hacéis es que pueda ver cómo habéis resuelto “casos” similares.
    • No intentes magnificar el problema que resolvísteis. Siempre es mejor escribir “La empresa XXX nos llamó para mejorar y otimizar su intranet”, o “Saneamos la canalización pluvial de la comunidad de vecinos de YYY”, antes que “Aquello era un desastre, la gente no podía ni acceder al correo”, o “Los canalones estaban atascados con bichos muertos”.
  6. Muestra la estrategia general que seguísteis para resolverlas

    • Antes de entrar en detalle (y posiblemente aburrir al lector), muestra la estrategia general que siguió el trabajo, y los métodos/metodologías que se emplearon.
  7. Detalla los pasos principales

    • Con “detallar” no queremos decir “entrar en profundidad”, sino especificar cuáles fueron los principales hitos del proyecto.
    • Céntrate en aquellos que supusieron una entrega al cliente, o un avance significativo y tangible.
  8. Cuenta cuál fue el papel del cliente

    • Es fundamental dejar claro qué es lo que se espera del cliente para poder tener éxito en un caso de las características que se muestran.
    • Recuerda que si le cuentas una película distinta de la que luego encontrará, tendrás muchos problemas.
  9. Sé breve

  10. Ilustra con imágenes

    • Si fuera posible, cada uno de los pasos principales debería ir acompañado de una imagen (reuniones, diagramas de procesos, trabajo de campo…).

9 Pymes que (de seguro) quebrarán este 2009

9 Pymes que (de seguro) quebrarán este 2009

1. Aquella que no analice sus aciertos y errores durante el 2008: Llegar a fin de año, además de regalos y pago de aguinaldos, es una más que preciada oportunidad para revisar el trabajo realizado durante los 365 días transcurridos. Si para muchos será suficiente el llegar y a más de uno le temblarán las piernas tan sólo de pensar en la tan amedrentadora cuesta de enero, para otros tantos pisar los umbrales del 2009 es tiempo de revisión, análisis y autoevaluación.

2. Aquella que no reconozca sus limitaciones y potencie sus éxitos: Tal análisis debe ir acompañado de un esfuerzo sincero de reconocer la realidad de la empresa, lo que conlleva saber que habrá cosas en las que definitivamente no tiene caso seguir invirtiendo (tiempo, dinero, recursos humanos…) y otras, en cambio, en las que vale “clavarnos” y explotarlas con mayor agudeza. Poniendo un ejemplo de la casa, recién informaba Javier Martín de que habían transferido la administración de la hasta hace poco su red de blogs Tecnoblogs a otros que la pudieran llevar mejor, y desde luego, lo que permite concentrar atención en campos más redituables.

3. Aquella que no establezca las sinergias que estén a su alcance: Si bien la palabra “sinergia” es de las últimas muy utilizadas para elevar y ‘glamourizar’ discursos, a grandes rasgos podemos entenderla como el trueque que por siglos (si no es que milenios) vienen practicando los habitantes de este planeta. Tú tienes algo que a mi me sirve, y yo tengo algo que a tí te sirve, ¿por qué no acordamos la mutua utilización de esos capitales? Tan sólo por mencionar 3 “sinergias” recientes, tenemos Bubok-Linkara, Baquia-OJO y Loogic-Interdominios.

4. Aquella que no eficientice y optimice sus recursos: Es de común repetido que la crisis viene a descubir quienes son aquellos que no están preparados ni capacitados para vivir en un panorama de reseción generalizada. Nada más que aprovechar mejor lo que tenemos: convertir el famoso “quien tenga un euro que lo guarde” por “quien tenga un euro que lo aproveche bien”. Sin afán de polemizar, pero vaya sabiduría de aquel que se narra en los Evangelios que en vez de enterrar el talento que le fue entregado supo multiplicarlo por 5.

5. Aquella que no apele a mantenerse con su propio dinero: Bastante difundida aquella conversación a fines de noviembre entre Alejandro Suárez (Las razones por las que no voy a invertir en tu proyecto) y Jaime Estévez (Las razones por las que no quiero tu dinero). Menciona éste último: “No quiero vuestra ayuda porque mi tiempo vale más que vuestro dinero y porque atender necesidades de financiación con seis meses de demora parece más un chiste que un servicio público (para cuando llegan, o bien el beneficiario ha quebrado y ya no puede percibir la ayuda, o ha salido adelante con sus propios recursos demostrando que en realidad no necesitaba la ayuda)”. Si bien con sus consideraciones, el caso Mobuzz tendría que ser un referente de que nada como tener lo propio, que de lo ajeno no tenemos la menor de las garantías. Si no, que les pregunten a los afectados de Madoff.

6. Aquella que no se atreva a innovar: E innovar no como aprender malabarismos extraños y ajenos a lo que solemos desempeñar; innovar no como olvidar las cosas que nos han llevado hasta donde hemos llegado y cambiarlas por otras de las que no tenemos ni idea de sus concecuencias; innovar no como tirar la casa (y los euros) por la ventana con tal de adquirir aquella tecnología de punta con la cual acapararemos el mercado. INNOVAR más bien en el gradual y sistemático empleo de técnicas que permitan ahorro de tiempo y esfuerzo; innovar aprendiendo de la experiencia de los demás; innovar en la mentalidad con la que entendemos el servicio que ofrecemos…

7. Aquella que no se proponga ofrecer ese extra que su competidor no se atreve a dar: Si hay algo que hoy no estás ofreciendo, hay 5 de tus competidores en la posibilidad de hacerlo a partir de mañana; si hay algo que ya esos 5 ofrecen, estás tú en la posibilidad de ofrecerlo mejor. Requisitos: valentía, coraje, acertividad, y un poco de buena suerte. Sin olvidar la tan conocida frase: “Entre más trabajo, más buena suerte tengo”.

8. Aquella que no tenga presencia (real y significativa) en la web: Aunque parezca de lo más trillado el tema, ejemplos como el de Keteke nos ponen de manifiesto que ni 10 millones de euros pueden bastar para que la presencia de una empresa en la red se vuelva -por defecto– importante. Aún teniendo la más sencillita de las páginas estáticas o envuelto en la animación de una comunidad patrocinada en tu nicho, ser competitivo en Internet, y con ello sacarle provecho a la herramienta, necesita su dedicación.

9. Aquella que no tenga como meta volver el 2009 el mejor de sus años: Hay los que no pueden mirar más allá de sus narices, hay los que cuando les señalan algo fijan su mirada en el dedo que apunta, y hay los que saben que terreno pisan, en donde están y a donde quieren llegar. Aún con crisis, desaceleración, recesión, o como gustes llamarle, por nada tendrían que ser menores tus objetivos a los que te fijaste hace un año. Ojo, eso no significa marearnos en el surrealismo, significa un deseo vehemente de triunfar.

*****

Nota del redactor: Aprovecho modestamente para agradecer a todos los lectores de Pymecrunch tanto su atención a los contenidos que se han ofrecido durante este 2008 que termina, como de antemano la compañía que durante el 2009 nos seguirán ofreciendo. ¡Éxito para todos!

 mano.jpg


¿Aprender o no MANDARÍN?

¿Aprender o no MANDARÍN?

Tengo ya con buen tiempo entre mis marcadores con este artículo de CNNMoney que a muchos les resultará categórico y especulador, pero a otros (más con la debilidad que ha manifestado la economía norteamericana a últimas) nada como una clara realidad: You have 7 years to learn Mandarin.

chinaa.pngEl artículo versa sobre la hipotética fecha que llegará a convertirse el país asiático en la superpotencia mundial, 2015, con un ritmo de crecimiento económico (si bien cuestionado por algunas actitudes “poco éticas” como los bajos sueldos y no emplear tecnología que evite contaminar más el planeta) que le ha permitido, por ejemplo, no resentir el efecto cadena de la crisis en USA a diferencia de la mayoría de las economías europeas y latinoamericanas. Tuvieron oportunidad con la realización de las pasados Juegos Olímpicos de Verano en demostrar hasta dónde están en condiciones de ceder y hasta donde no respecto a sus políticas comunistas, y mostrar que si de organización y trabajo colectivo se trata, llevan mano. Por lo tanto que su idioma oficial -mandarín- en pocos años se empiece a difundir como una herramienta más para hacer negocios (con un mercado potencial de 1,300 millones de habitantes nada despreciable) no suena descabellado.

chinochano.pngEn virtud de ello me animé a consultar a un periodista español residente en el mencionado país: CHINOCHANO, ya con algunos años avecinado por allá, respecto a su experiencia con el aprendizaje del idioma, y aquí les dejo sus opiniones, que espero resulten de interés si están pensado, por ejemplo, en tomarse como propósito para el 2009 aprender un nuevo idioma.

* ¿Antes de irte a China tomaste algún curso de mandarín en España?

Sí, hice un curso muy básico, que en realidad no me ayudó mucho a aprender el idioma pero sí que me inició algo en la cultura de este país, que yo desconocía.

* ¿De haber sido así, éste fue físico o en línea?

Fueron clases presenciales, en un colegio mayor de Madrid (Nuestra Señora de África) donde también enseñan japonés, árabe, turco, suahili…

* ¿Qué recomendarías: cursos físicos o en línea para aprender el idioma?

Físicos, a mí lo de aprender por Internet nunca me acabó de convencer.

* ¿Hay alguno -de cualquiera de los 2 tipos- que recomiendes?

En cuanto a los de Internet, a lo mejor podrías echar un vistazo a unos cursos que todo el mundo elogia bastante, llamados Chinesepod.

* ¿Alguna otra recomendación extra para facilitar el aprendizaje del idioma?

Pues que le dediques una gran parte de tu tiempo, porque es un idioma muy complicado, y seas consciente de que sólo unos pocos elegidos lo pueden acabar dominando, porque requiere una dedicación y una paciencia extremas. Aunque no llegues a ser de esos elegidos, de todos modos, vale la pena iniciarse, porque aprender un idioma aumenta la inteligencia. Lo importante es iniciarse, y si el idioma se ve con pasión, ir a por todas. (Que conste que yo no soy de esos “elegidos” y mi nivel es muy básico).

******


Innovación centrada en el usuario: más allá del feedback

Innovación centrada en el usuario: más allá del feedback

usuarios.pngDentro de la dinámica que las empresas se ven invitadas (por no decir “orilladas”) a adoptar para sobrevivir a los requerimientos de eficiencia, competitividad y solvencia que los nuevos tiempos imponen un concepto muy recurrente es el de: feedback o retroalimentación, apoyarte en la opinión de tus usuarios/clientes para implementar las mejoras necesarias y acercar las funcionalidades que de tu producto/servicio requieren.

Navegando por Infonomia.tv me encuentro con otro concepto -nuevo para mí- que lleva a una explotación sistemática e inteligente de este feedback, y me refiero a la INNOVACIÓN CENTRADA EN EL USUARIO (used-centered innovation) y quien sino Antonella Broglia -italiana empresaria y consultora en publicidad- para ponernos al tanto del tema a través interesante video que estás invitado a ver (10 mins de duración) del que rescato la idea central:

* “El nuevo y poderoso motor de innovación no está en la empresa, no está en el consumidor, sino que está en un consumidor atento, sofisticado, listo, que ha utilizado ese producto hasta sus máximas posibilidades y está llevando este producto/este servicio a unas prestaciones extra porque él como usuario está buscando nuevas soluciones“.

Cita como ejemplos la producción de Star Wars Revelations, Linux y la comunidad albergada alrededor del SO, uno de los juguetes más exitoso a base de Lego: MindStorm, y el brebaje energético Gatorade (entre otros). A nivel España menciona la experiencia de innovacion lanzada por Imagenio (Telefónica) durante la última Campus Party en Valencia. Si volteamos al entorno 2.0 en quien primero pienso es en Twitter, Google Maps y la variedad de mashups surgidas en torno a ambos proyectos, desarrolladas totalmente por lo usuarios para atacar una necesidad específica a la que el servicio en bruto no responde.

Para profundizar en la materia recomiendo ampliamente la lectura de este par de artículos:

  • ¡Que inventen ellos (mis clientes)!, autor: Antonio Matarranz. “Estos análisis muestran repetidamente que muchos productos son inicialmente concebidos –e incluso prototipados- por los propios clientes y que el potencial innovador de los usuarios en muchos sectores es cada vez mayor. Así que ¿por qué no aprovecharlo? ¿Cómo liberar ese potencial y ayudar a los clientes a que inventen ellos?”.

  • De visita en Doblin Inc., autor: Amalio Rey. “Cuando hablamos de “innovación empática”, hay efectivamente una carga psicológica-emocional en el concepto que no está presente cuando se utiliza un término más frío como el de “innovación centrada en el usuario”.

La reflexión desde luego va encaminada a preguntarnos hasta que punto nuestro producto/servicio no digamos ya esté siendo explotado y desarrollado por quienes lo usan, sino que tanto como desarrolladores del mismo nos sentimos animados a que ello suceda.


Pick by Voice

Pick by Voice

La primera vez que escuché hablar de Pick by Voice (PbV) fue en una charla de logística, donde la verdad, únicamente nos mencionaron esta tecnología y como funcionaba, pero sin profundizar en la materia.

El Pick by Voice ofrece numerosas ventajas sobre los métodos de preparación de pedidos tradicionales. No requiere ninguna operación manual ni visual. Teniendo el operario en todo momento las manos libre para trabajar. Al eliminar las paradas, para marcar datos en pantallas táctiles o terminales de radiofrecuencia la productividad de los operarios aumenta significativamente.

Pick by voice

Se trata de un muy buen sistema para la realización de picking en los almacenes.

Algunas ventajas

  1. Incremento de la productividad.
  2. Reducción del ratio de error.
  3. Ojos y manos libres para la preparación de picking.
  4. Identificación biométrica.
  5. Hardware independiente.

La forma de trabajar con PbV es muy simple. Se trata de interpretar ordenes cortas y concreas, que se responden también con respuestar cortas.Un ejemplo:

Se necesita preparar un pedido. El sistema indicará al operario la ubicación de la mercancía. Y el operario en caso de entenderlo dice “Sí” y si no lo ha entendido dice “Repite”

SISTEMA: Pasillo 25

USUARIO: Sí

SISTEMA: Fila 32

USUARIO: Repite

SISTEMA: Fila 32

USUARIO: Sí

SISTEMA: Altura 3

USUARIO: Sí

SISTEMA: Coger 2 unidades

USUARIO: Sí

Esto es un ejemplo muy básico del funcionamiento del PbV, a partir de aquí se pueden meter variaciones y preguntas de control para asegurarnos que realmente se coge el producto que corresponde.

La ventaja como ya hemos comentado, es que el operario puede ir verificando y confirmando las acciones, sin necesidad de tener que pararse a teclear en un terminal. El principal inconveniente es trabajar en situaciones con ruido, que entorpecen el normal funcionamiento del sistema.
El pick by voice mantiene una comunicación fluida con el SGA y minimiza los esfuerzos administrativos del proceso del picking.Otro de los puntos fuertes de este sistema de identificación, es que se puede montar con hardware independiente muy fácil de encontrar. Como por ejemplo PDAs.

esquenma pick by voice

Identificación Biométrica

Investigando las posibilidades de este sistema, encontramos la identificación biométrica. El sistema permite reconocer al operario por la voz. No lo he visto en funcionamiento ni he oído las experiencias, pero tengo algunas reservas, sobre si identificará bien la voz con ruido externo, como puede ser conduciendo un torito de gasoil.

Ruido. Pbv en condiciones extremas.

Es una marca comercial, pero trata el tema del uso del pbv en condiciones extremas, como he comentado antes cuando hay mucho ruido externo, camiones o toritos en funcionamiento. En estos casos el ruido creado es filtrado por software. Aunque dicen que con este método no se reduce su eficacia sigo teniendo mis reservas.

Pick by voice y AGV

PbV controlando vehículos autoguiados.

También existe la posibilidad de combinar el uso del Pick by Voice junto con los AGV (Automated Guided Vehicle )

El AGV coge un palet y va colocándose en el lugar óptimo para realizar el picking de los productos. Cuando el operario ha cogido el producto correspondiente y lo confirma mediante voz, el AGV se mueve al siguiente punto de preparación.


Página 10 de 14« Primera...89101112...Última »