Adapta tu marketing a la personalidad de tus clientes con Whit.li | Loogic Startups

Este año he tenido la suerte de volver a ser el corresponsal de Loogic en SXSW. He aprovechado la ocasión para ponerme al día con Andy Gillentine y Jack Holt, cofundadores de Whit.li un producto que descubrí el año pasado y que gracias al feedback de sus usuarios y de los profesionales con quién se han entrevistado en SXSW se ha transformado.

Cuando publicamos la anterior entrevista, Whit.li acababa de lanzar una API para que los negocios basados en el consumo colaborativo (como AirBnB) pudieran mostrar a los usuarios cual era su nivel de compatibilidad con la otra persona que ofrecía o quería utilizar el servicio ofertado. Lo que descubrieron es que los que estaban más interesados en utilizar su tecnología no eran estos sitios, sino los profesionales del marketing, las grandes marcas y las agencias de publicidad. Todos ellos querían entender y conocer mejor a sus usuarios, a la gente que interactua con sus marcas. También descubrieron que implementar una API para las grandes compañías era muy complicado, no tanto por la dificultad técnica, sino por el complicado y largo proceso de toma de decisiones.

Así que decidieron darle otra vuelta a la tecnología que habían desarrollado hasta entonces y construir con ella una herramienta para que las compañías pudieran hacer directamente estos investigación y estudio de mercado basándose en la personalidad de sus seguidores en medios sociales.

whit.li-dashboard-1

El nuevo escritorio presenta a los seguidores de las marcas en función del perfil creado sobre sus rasgos de personalidad: Atrevido (Daring), Sofisticado (Sophisticated), Íntegro (Wholesome), Duro (Rugged) y Responsable (Reliable). Con esta clasificación en mano se puede ver que tipo de programas ve más cada uno de los perfiles, qué leen, etc. Basándose en esta información las marcas y las agencias pueden decidir como llegar a su público de una manera más personalizada, tanto en cuanto a la selección del canal como al formato y contenido. Esto va más allá de las clásicas clasificaciones en función del género, edad, educación, etc. Yo, por ejemplo, sufro anuncios que no tienen nada que ver conmigo ya que no encajo en el perfil que se supone ha de tener un hombre medio de mi edad: obsesionado por los coches, el alcohol y el fútbol. Sin embargo, en función de mi personalidad puedo disfrutar de algunos anuncios e incluso interesarme por la marca si lo hacen de una manera imaginativa y no tradicional.

Los planificadores de medios, profesionales del estudio de mercado y desarroladores de producto son quienes más partido le van a sacar a Whit.li, y el resto de paso recibiremos mejor publicidad y mensajes en los medios sociales.

whit.li-dashboard-2

Además de ver una instantánea sobre la audiencia, Whit.li permite ver la evolución que tiene la percepción de la marca y qué impacto tiene la publicidad en cada perfil. La principal diferencia con otras herramientas como Radian6 es que en lugar de decirnos de que habla nuestros usuarios o audiencia nos dice cómo son.

El análisis se basa sobre todo en las interacciones en Twitter, y las marcas han de tener al menos 5000 seguidores para que funcione. Con los cambios que Facebook ha introducido en el último año su uso es más restringido, ya que menos información es pública, pero se puede integrar toda la información recogida por aplicaciones de cada marca. Este es el riesgo de basar tu negocio en la plataforma de otro, aunque parece que al menos por lo que a Twitter toca no les preocupa.

Además de ver la información sobre los usuarios de tu propia marca, también puedes ver la de tus competidores.

Te puede interesar: