El día como plan de empresa | Loogic Startups

Esta semana Javier nos hablaba en “El Método” y citaba a Guy Kawasaki para mostrarnos el arte de emprender “con o sin” plan de empresa.

Todo plan de empresa debe llevar un plan de trabajo diario. Para esto, yo voy a citar en esta ocasión a Alberto Pena y su libro “Gestiona mejor tu vida“. Su libro es de gran ayuda tanto para planificar nuestra vida como nuestro trabajo.

Siempre desde mi experiencia personal y contando con que cada vez tenemos más cosas que hacer diariamente,  y que muchas nos las exigimos nosotros sin tener tanta urgencia, la productividad viene marcada por lo que nosotros mismos nos marquemos como objetivo. El tiempo a todos nos falta y son muchos los días en los que desearíamos tener más horas para desarrollar nuestro trabajo efectivamente. Esto es resultado de nuestros malos hábitos diarios que deberían ser cambiados ayudándonos de un guión.

En mi guión existen 4 apartados:

1. lo que no puede dejar de hacerse

2. lo que puede hacerse en poco tiempo

3. lo que no puede hacerse

4. lo que no hace falta hacer

¿como me organizo yo? Marco mis prioridades, intento evitar las trampas, y plasmo mi tarea en un documento, esto es, organización.

Organización: concepto tan amplio como nosotros queramos hacerlo. Cuando se gestionan varios proyectos a la vez, como es mi caso, la organización es fundamental para poder llevar a cabo un trabajo satisfactorio. Recomiendo priorizar y huir de las trampas. Todo lo plasmo diariamente en un documento y voy tachando lo que consigo o lo que aún me falta por hacer. Es mi plan de empresa diario.

Trampas: existe tal exceso de información que todas las herramientas digitales pueden ser un obstáculo. Para poder cumplir nuestra meta debemos detectar las malas influencias. Cada uno sabe lo que le distrae y nos evita ser más productivos. La multitarea suele ser la mayor distracción. Es mi plan de empresa diario.

Prioridades: huyendo de esas trampas podemos saber perfectamente cuáles deben ser nuestras metas y fijar prioriades. No puedes acabar el día sin hacer lo que te habías marcado y diciendo sí a todo lo que se presenta como nuevo. Es mi plan de empresa diario.

Para hacer todo lo expuesto anteriormente debemos contar con una gran motivación si realmente queremos cumplir un objetivo. Esa motivación es personal y debe ayudarnos a gestionar nuestra vida y hacerla lo más productiva posible.

El  día 16 de febrero asistiré a Iniciador en Santander para ver a Berto y le preguntaré sobre su cita “con los sueños te inspiras, con las metas te guías y y con los objetivos haces” que tanto me gusta e intento aplicar en mi plan de empresa diario.

by @javimonsalupe

Te puede interesar: